Horcas fue fundada por el guitarrista Osvaldo Civile después de que el músico se separara de V8, al poco tiempo de la edición de su segundo álbum “Un paso más en la batalla”. Ya al poco tiempo de alejarse del grupo, durante 1985 y al regreso de una estadía en Brasil, Civile intentó formar una nueva banda con diferentes integrantes.

El principal impulso musical detrás del nuevo proyecto fue la influencia de una nueva camada de bandas que estaban creando un nuevo sonido dentro del género, el thrash metal. Según cuenta la leyenda, Civile tuvo la oportunidad de escuchar el segundo álbum de Metallica, el seminal “Ride the lightning”, durante su estadía en Brasil. Este trabajo sería crucial para toda una generación de músicos de metal en todo el mundo, y Horcas no sería la excepción. A partir de ese momento, Civile se propuso lograr un sonido igualmente poderoso con su propio proyecto.

Del primer demo al primer álbum

En 1987 el proyecto ya tiene nombre oficial, Horcas. Con ese nombre graban su primer demo de cuatro temas y comienzan a tocar en vivo por Capital y el Gran Buenos Aires. En la formación, que cambiaría mucho con el paso del tiempo, se destaca el cantante Hugo Benítez, de larga trayectoria.

En 1990 editan su primer disco, el legendario “Reinará la tempestad”. En este álbum se nota definitivamente el alejamiento del antiguo sonido de comienzos de los 80 y está clara la influencia del thrash y del speed metal, incluyendo el uso del doble bombo en la batería y los riffs rápidos. El álbum fue editado por uno de los grandes sellos del under argentino, Radio Trípoli.

De este modo, Horcas comenzó su carrera ya como una referencia insoslayable dentro del género, uno de los primeros y más importantes grupos de thrash metal de Argentina y de América del Sur.